18

Las colecciones y los archivos son formaciones culturales singulares. Populares, espontáneas, a favor de la memoria, cuando chicos tuvimos impulsos hacia ellos. Probablemente no se piensa voy a coleccionar determinado género.

El futuro coleccionista es atrapado por una especie, es una pulsión que viene a formar identidad.

Entre la Colección y el Archivo se sitúa el Club del dibujo, en su afán por proteger ese reino llamado dibujo.

La Colección, se viene formando a través de donaciones, intercambios y compras simbólicas. Alrededor de 700 piezas de 300 autores. Versión en diapositiva y digital.

Otra Colección Ampliada, nos preguntamos cómo dibujan las personas. Una mirada antropológica sobre el estado del pensamiento visual, sin criterios selectivos.

Los chinos adoran las clasificaciones. Y yo. Se dice que no piensan clasifican.

Las clasificaciones son los puentes de los archivos. Los archivos son lugares a favor de la memoria, no resultan completos. Son ficcionales, tiernamente tendenciosos.

Pulsión de archivo, llamaba a esta fuerza Derrida, apuntando que la archivación produce, tanto como registra el acontecimiento. Cuanto más se tiene mas se quiere.

Archivos y Colecciones, unos aparentan objetividad, los otros caprichos y gustos.

Recuerda Borges en El idioma analítico de John Wilkins, cierta enciclopedia china y un intento de dibujar el mundo a través de una enumeración ciertamente memorable, por su lógica y humor.

Recurrimos a ellas, sabiendo perfectamente que están hechas de provisoriedad, con el inmenso placer de percibir que “hacen agua”, porque un elemento no está en rubro. Y que hay que volver a construirlas una y otra vez. O no.

Coleccionamos clasificaciones, del rubro que sea.

Vayamos al encuentro de clasificaciones, citas y ejercicios.

Jean Luc Godard, pensó que la historia contemporánea es un enorme “dibujo animado”, hecho de interferencias entre el lenguaje y la imagen. Es esto aplicable a distintos objetos de estudio, donde encontramos continuidades y discontinuidades, y quizás sea este el status más verdadero de la pretensión de objetividad histórica.

Publicado en Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s